Sin rumbo en mitad del campo de Nuestro Potrerito del Saber,  ha llegado una Guacamaya, vestida de amarillo, azul y verde;

¡Ay!, en la copa del árbol, irradiando  felicidad, buena energía, reflexión y compromiso.

¡Al desplegar sus colores, una gama de sueños y experiencias despierta en los demás!

Eres fondo de tarde tranquila, símbolo de transformación y  buena fortuna.

Sol radiante.

Nuestros Educandos están felices por la llegada de Sol, y lo han manifestado  por medio de los siguientes dibujos.